La capacidad de controlar las extremidades después de la lesión de la médula espinal depende de: el lugar de la lesión y de la gravedad de la lesión.

Síntomas de una lesión de médula espinal


La capacidad de controlar las extremidades después de la lesión de la médula espinal depende de dos factores: el lugar de la lesión a lo largo de la médula espinal y la gravedad de la lesión. La parte más baja de la médula espinal se conoce como el nivel neurológico de la lesión. La gravedad de la lesión se llama la integridad y se clasifica como:

  • Completa: Si casi toda la sensibilidad y toda capacidad de controlar el movimiento se pierden por debajo de la lesión de la médula espinal, la lesión se llama completa.
  • Incompleta: Si tiene alguna función motora o sensorial por debajo de la zona afectada, la lesión se llama incompleta. Existen diversos grados de lesión incompleta.

Además, la parálisis de una lesión de la médula espinal puede ser denominada:

  • Tetraplejia o cuadriplejia: Esto significa que los brazos, las manos, el tronco, las piernas y los órganos de la pelvis se ven afectados por la lesión de la médula espinal.
  • Paraplejia: Esta parálisis afecta a la totalidad o a alguna parte de el tronco, las piernas y los órganos de la pelvis.

El equipo médico llevará a cabo una serie de pruebas para determinar el nivel neurológico y la integridad de la lesión.

Las lesiones de la médula espinal de cualquier tipo pueden dar lugar a uno o más de los siguientes signos y síntomas:

  • Pérdida de movimiento.
  • Pérdida de sensibilidad, incluyendo la capacidad de sentir calor, frío y tocar.
  • La pérdida de control del intestino o la vejiga.
  • Actividades exageradas o espasmos.
  • Los cambios en la función sexual, sensibilidad sexual y la fertilidad.
  • Dolor o una sensación intensa de picazón causada por el daño a las fibras nerviosas en la médula espinal.
  • Dificultad para respirar, toser o eliminar las secreciones de los pulmones.

Señales de emergencia y síntomas

Señales de emergencia y síntomas de la lesión de la médula espinal después de un accidente:

  • Dolor de espalda extremo o presión en el cuello, la cabeza o la espalda.
  • Debilidad, falta de coordinación o parálisis de alguna parte del cuerpo.
  • Adormecimiento, hormigueo o pérdida de sensibilidad en las manos, dedos, pies o dedos de los pies.
  • Pérdida del control de la vejiga o del intestino.
  • Dificultad para mantener el equilibrio y caminar.
  • Respiración alterada después de la lesión.
  • El cuello o la espalda extrañamente colocada o torcida.

Cuándo consultar a un médico

Cualquier persona que experimente un trauma importante en cabeza o el cuello necesita realizarse una evaluación médica inmediata para determinar la posibilidad de que hay una lesión en la columna. De hecho, es más seguro asumir que las víctimas del trauma tienen una lesión de columna hasta que se demuestre lo contrario debido a que:

  • Una lesión de la médula grave no siempre es inmediatamente obvia. Si no se reconoce, se puede producir una lesión más grave.
  • El entumecimiento o la parálisis pueden aparecer inmediatamente o de manera gradual como sangrado o inflamación en o alrededor de la médula espinal.
  • El tiempo entre la lesión y el tratamiento puede ser crítico en la determinación de la magnitud de las complicaciones y de la cantidad de la recuperación.

Si usted que alguien tiene una lesión en la espalda o en el cuello:

  • No mueva a la persona lesionada ya que podría provocar parálisis permanente y otras complicaciones graves.
  • Llame al 911 o al número local de asistencia médica de emergencia.
  • Mantenga a la persona inmóvil.
  • Coloque toallas pesadas en ambos lados del cuello o sostenga la cabeza y el cuello para evitar que se muevan, hasta que llegue la atención de emergencia.
  • Proporcione los primeros auxilios básicos, tales como detener cualquier sangrado y hacierque la persona se sienta cómoda, sin mover la cabeza o el cuello.
Lesión Causas

Médula espinal

La médula espinal está conectada al cerebro y tiene aproximadamente el diámetro de un dedo humano.

Leer más

Anatomía

La anatomía de la médula espinal consiste en millones de fibras nerviosas que transmiten información eléctrica entre el cerebro y el resto del cuerpo.

Leer más

Estructura

El sistema nervioso central se compone del cerebro y la médula espinal. El cerebro tiene 12 nervios. Incluye el sistema nervioso somático y el autónomo.

Leer más

Lesión

Una lesión de la médula espinal se produce cuando hay un daño a cualquier parte de la médula espinal o de los nervios del extremo del canal espinal.

Leer más

Síntomas

La capacidad de controlar las extremidades después de la lesión de la médula espinal depende de: el lugar de la lesión y de la gravedad de la lesión.

Leer más

Causas

Las lesiones son el resultado del daño producido en las vértebras, los ligamentos o los discos de la columna vertebral o de la médula espinal.

Leer más

Factores de riesgo

Aunque una lesión en la médula espinal es generalmente el resultado de un accidente y puede pasarle a cualquiera, ciertos factores pueden ser un mayor riesgo.

Leer más

Complicaciones

Al principio, los cambios de la forma en la que funciona el cuerpo pueden ser abrumadores. Sin embargo, el equipo de rehabilitación ayudará al paciente.

Leer más

Enlaces patrocinados:


Sitios relacionados

Generic placeholder image

La siringomielia es el desarrollo de un quiste lleno de líquido (siringe) dentro de la médula espinal. Leer más


Generic placeholder image

Información sobre la paresia, sus síntomas, causas, complicaciones, tratamiento y prevención. Leer más


Generic placeholder image

La hemiparesia es una enfermedad caracterizada por debilidad en un lado del cuerpo. Está relacionado con la hemiplejía. Leer más


Generic placeholder image

La hemiplejía es la parálisis de un lado del cuerpo. Puede estar causada por una parálisis cerebral o por una alteración del flujo sanguíneo. Leer más


Generic placeholder image

La estenosis espinal es un estrechamiento de los espacios abiertos dentro de la columna vertebral. Leer más

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. OK | Ver detalles